LaTeX 5: título e índice

Esta, seguramente, es la última entrega dedicada a un paso a paso dentro de un documento de \LaTeX. A partir de aquí iremos picando un poco de aquí y un poco de allá en la selección de los temas, porque los conocimientos básicos para elaborar un documento sencillo pero completo ya están todos. En este caso nos dedicaremos a incluir, en nuestro libro, una portada y un índice del contenido. Seguir leyendo

Anuncios

LaTeX 3: formatos de texto

Estamos ya en la tercera entrega de la serie dedicada a \LaTeX para las humanidades. Con esta remataremos la parte más sencilla, que nos permitirá hacer una edición básica, aunque completa, de un texto puro, como una novela. Esta entrada será un poco larga, pero a cambio contiene mucha información nueva.

Anteriormente hemos creado el documento y le hemos dado una estructura lógica. Siguiendo esta dirección «de dentro hacia afuera» veremos primero cómo formatear partes del texto, y dejaremos para más adelante cómo agregar un índice al principio (o al final) y la página de título. Comencemos: Seguir leyendo

LaTeX 2: estructurar el documento

Tras la elaboración de un documento sencillo, lo primero que vamos a aprender es a estructurarlo internamente de manera correcta.

En la introducción a esta serie de artículos pusimos de manifiesto que una de las ventajas de \LaTeX era la dificultad para escribir documentos mal estructurados. El escritor debe especificar la estructura y el programa se ocupa de todo lo relativo al formato de los títulos, el espaciado entre las partes, etc. Por eso, si la división interna del texto está clara, no habrá ningún problema.

La clase de documento que estamos produciendo es un libro (book en la primera declaración del preámbulo) y los libros se dividen en partes y dentro de las partes, en capítulos. Es la estructura más sencilla posible, de ahí que empecemos así. Seguir leyendo

Cómo reparar la instalación de TeX Live en Debian tras la actualización

debian.swirlEn Debian Testing (a fecha de hoy es Debian Stretch en fase de congelación), una actualización de los paquetes correspondientes a la instalación de TeX Live (texlive-full) muestra un error en la configuración del paquete tex-common y problemas de dependencias en la configuración de texlive-lang-XX y otros.

Esto en cuanto a los mensajes del sistema y el aspecto técnico. En el aspecto práctico, la compilación de documentos es de muy mala calidad, con las tipografías muy pixeladas, como si fueran de baja resolución.

Sin embargo, una nueva actualización corrige el problema. Por eso la primera opción es intentar actualizar de nuevo. Si no funciona o sigue dando errores, sigue leyendo. Seguir leyendo

LaTeX: ingredientes e instalación

Parafraseando a Fray Luis de León, decíamos ayer…

Que lo único necesario para poder trabajar con LaTeX era un editor y la propia instalación de LaTeX. En cuanto al editor, no puede ser más sencillo: cualquiera vale, desde el «bloc de notas» de Windows hasta Emacs. Hay unos cuantos editores dedicados exclusivamente a LaTeX, como LyX, LaTeXila o Gummi (o TeXstudio en Windows y TeX Shop en Mac). Estos editores dedicados tienen botones para ciertas funciones y ahorrarse teclear los códigos. A la larga es más cómodo teclear, aunque no lo parezca. Por eso, voy a dar por supuesto que usas un editor de texto plano como Emacs (recuerda que vale cualquiera). Seguir leyendo

LaTeX: el comienzo

Antes de empezar con la materia, en esta primera entrada acerca de LaTeX me gustaría explicar qué es LaTeX y por qué es interesante para lo que nos atañe: las humanidades.

Estamos acostumbrados a procesadores de texto como LibreOffice Writer, como Microsoft Office, Abiword, etc. Son programas del tipo WYSIWYG, es decir, lo que ves es lo que consigues. Cuando uno teclea y organiza su texto en un programa de este estilo está viendo, al mismo tiempo, el resultado de su trabajo, el aspecto final que tendrá una vez impreso. Sin embargo, no es la única manera de manejar un texto. De hecho, una vez que compruebes la potencia y sencillez de LaTeX el trabajo con otro tipo de procesadores de texto te resultará laborioso, poco intuitivo y de resultados más que mediocres. Las diferencias son grandes, y no solo en el resultado o en el manejo. Vamos por partes.

Seguir leyendo